Bruselas, París y Milán

En mi reciente viaje a Barcelona, pude visitar tres ciudades más; las cuales me sorprendieron cada una de ellas de una manera distinta. Estas tres ciudades, Bruselas, París y Milano no se parecen entre ellas.

Bruselas es una ciudad netamente política pero, sin dejar de ser divertida y agradable. Es una ciudad en donde su parte turística, se pueden entrever los callejones clásicos, los cuales son empedrados, con restaurantes exclusivos, temáticos, clásicos, y de varios países de mundo. Y qué decir de sus famosos Waffles, los cuales son una exquisitez al paladar. Con respecto a la moda, Bruselas es una ciudad que es conservadora, clásica y atemporal. El estilo de las personas que pude notar no son extravagantes, ni vanguardistas; son más clásicos, pero sin caer en lo aburrido. Elegantes y cosmopolitas. La ciudad es fría pero, la calidez humana que hay es incomparable. Las personas son cordiales y amables.

París, una ciudad que está destacada como una de las capitales del nacimiento de la Alta Costura y de la Gastronomía exquisita, no fue una ciudad a la cual amé. ¿Por qué no la amé?, es una ciudad la cual a pesar de su belleza histórica y arquitectura, es una ciudad dura, áspera, difícil y de energías mezcladas. La torre Eiffel, la Catedral de Notre-Dame, el Sena, el Arco del Triunfo son un espectáculo para el ojo al igual que cada rincón transitado pero, los franceses no son para nada amables, son toscos y bruscos con el visitante y con su propio entorno. La moda parisina se diversifica bastante, estuve desde lo más glamuroso hasta lo más ordinario. Es una ciudad que inicio con la creación de la moda pero, que se fue deteriorando con el tiempo. París se queda en lo clásico, conservador pero también, un poco excéntrico. Lo que sí lamento profundamente fue no haber podido tomarme una foto en la Casa Chanel por culpa del tiempo.

Milán, ciudad maravillosa y encantadora. La moda se esparce por todas partes, estilos increíbles. Familias bien arregladas y con un toque muy chic y elegante. En todos sus rincones, es una ciudad donde se respira arquitectura, fashion y glamour. Una ciudad muy bien distribuida. Morí al observar todas las tiendas de Alta Costura y Alta Moda por doquier, al igual que las tiendas de los orientales, que también se ponen a la vanguardia de las tendencias de la moda y son muy baratas para comprar ropa. Ver la tienda de Vivianne Wetswood fue increíble, como también fue ver la tienda de Alexander McQueen. Creo que en esta ciudad, me encantaría algún día que Luthien Fashion estuviera haciendo parte de la misma… aunque es un sueño muy difícil de lograr pero, como bien dicen por ahí: “Soñar no cuesta nada”.

Les dejo unas fotografías de cada una de estas maravillosa ciudades que visité. Las tres son increíbles en sus diferentes aspectos aunque, uno siempre va tener sus favoritas.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Angieluthien Riverwind

@angieluthien

@luthienfashion 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s